Juan Antonio Pizarro, concejal de Empleo, Cohesión Social y Gestión de la Diversidad, ha anunciado hoy el refuerzo del servicio. El número de plazas aumentará hasta 34

Otra de las novedades es que las personas que tienen arraigo en Barakaldo puedan permanecer todo el invierno en el albergue

El concejal de Empleo, Cohesión Social y Gestión de la Diversidad, Juan Antonio Pizarro, ha anunciado hoy el refuerzo del albergue nocturno para personas sin hogar de Barakaldo durante la temporada invernal. En concreto, esta iniciativa va a permitir aumentar el número de plazas hasta 34.   

Esta mejora temporal se realizará gracias a la habilitación como segunda sede del albergue de un local anexo a la iglesia de San Ignacio de Loyola, en el barrio de Rontegi. En este recinto habrá tres habitaciones con camas individuales, así como instalaciones comunes.

“En ese nuevo espacio estarán ubicadas las mujeres, mientras que las plazas que están reservadas para las féminas en el albergue actual de la calle Murrieta pasarán a ser ocupadas por hombres”, ha explicado Pizarro, quien ha detallado que en las dos ubicaciones del albergue se ofrecerá la misma atención por parte de la asociación Goiztiri; es decir, habrá desayuno, cena, duchas, baños y una educadora.

La medida cumple un doble objetivo: aumentar el número de plazas del albergue y permitir que las mujeres tengan más intimidad, al contar con un espacio diferenciado de los hombres. “Hay que tener en cuenta que estamos hablando de un colectivo muy masculinizado”, ha apuntado el concejal de Empleo, Cohesión Social y Gestión de la Diversidad.

Asimismo, dado que el colectivo de mujeres sin hogar es especialmente vulnerable, se va a permitir que puedan acceder al albergue a las 19.30 horas, dos horas antes que los hombres.

Otra de las novedades introducidas por Juan Antonio Pizarro es que las personas con arraigo en Barakaldo puedan permanecer todo el invierno en el albergue y no solo una semana cada tres meses, como ocurría hasta la fecha.

ESFUERZO DEL ÁREA MUNICIPAL

“Desde el área de Empleo, Cohesión Social y Gestión de la Diversidad vamos a poner todos los medios a nuestro alcance para que nadie se vea obligado a dormir en las calles de Barakaldo. Indudablemente, el aumento temporal de plazas en el albergue va a suponer un esfuerzo económico y organizativo tanto para este Ayuntamiento como para Goiztiri, pero merece la pena”, ha indicado Juan Antonio Pizarro, quien ha agradecido la magnífica labor que realiza Goiztiri.

Pizarro ha recordado que Barakaldo da servicio a las personas sin hogar de toda la comarca, asumiendo todo el peso económico y de personal, por lo que ha aprovechado la ocasión para solicitar al resto de municipios del Gran Bilbao, especialmente de la Margen Izquierda y Zona Minera, una mayor implicación para resolver esta grave problemática. Y es que a día de hoy solo Bilbao y Barakaldo disponen de albergues para personas sin hogar en todo Bizkaia, y únicamente algún otro municipio, como Portugalete, ofrece algunos recursos a este colectivo.