Warning: A non-numeric value encountered in /homepages/1/d661483594/htdocs/Webs/SocialistasBarakaldo/wp-content/themes/hodeia/content_generator.php on line 116

Gracias a la petición que hizo el Partido Socialista el pasado 22 de enero, el Club de Atletismo Barakaldo puede ya usar dichas instalaciones, pero no así los niños/as del Pauldarrak y los atletas que entrenan por libre

atletismo

El pasado 22 de enero, el Partido Socialista de Barakaldo solicitó por escrito al Gobierno local (PNV) que realizara las gestiones oportunas para que, hasta que concluyan las obras de la Ciudad Deportiva de San Vicente, se acordara con algún municipio del entorno que los vecinos y vecinas de Barakaldo puedan usar sus instalaciones para practicar atletismo. En concreto, como opción preferente el PSE-EE citaba la pista de Zorroza, en Bilbao, que es la más cercana a la ciudad.

Dos semanas después de esa solicitud, en el día de ayer se autorizó al Club de Atletismo Barakaldo a usar el recinto de Zorroza, algo de lo que se han felicitado hoy los Socialistas.

“Sin embargo, a los niños y niñas que entrenan y compiten bajo el paraguas del Pauldarrak y el resto de atletas que entrenan por libre se les niega esta posibilidad. Creemos que es injusto porque también son barakaldeses y barakaldesas”, ha lamentado el concejal del PSE-EE Juan Antonio Pizarro.

Es por ello que el Partido Socialista ha reclamado hoy a la alcaldesa y su equipo de concejales que, tal y como pidió el 22 de enero, se permita el uso de las instalaciones de Zorroza a todos los vecinos y vecinas de Barakaldo.

 

MALESTAR VECINAL Y EN LOS CLUBES

El PSE-EE ha recordado el malestar existente en el mundo del atletismo barakaldés con Amaia del Campo y su Gobierno (PNV) por dos cuestiones: las interminables obras de la Ciudad Deportiva de San Vicente, que se prolongan ya durante tres años y medio, y la privatización de la Escuela Municipal de Atletismo.

A raíz de esa última decisión, hay padres y madres incluso que han sacado a sus hijos e hijas de la escuela, están entrenando por libre en los alrededores del BEC y compiten gracias a la sección de atletismo del Pauldarrak.

El Club de Atletismo Barakaldo, por su parte, ha puesto a la entidad a disposición de la escuela para que los niños y niñas de la escuela puedan competir, pero el Ayuntamiento se niega a darles una ayuda económica para cubrir los gastos que genera acompañar a los menores a las carreras. “El mundo del atletismo barakaldés no se merece este trato tan lamentable”, ha concluido Pizarro.